Amor de mar

Poetas Nuevos

Fuiste a la mar,
reconociste tuya
la bravura,
la profundidad,
la anchura.

Te hiciste de la mar,
abriste tu boca
a la locura,
a la diversidad,
a la tortura.

— luego —

La mar y su mecanismo de fe
trago tu ser, e hizo de vos,
sal,
arena y
más mar,
nada de ti sobró.

La mar es una mujer grande,
como todas ellas espera
ejerce su fuerza de relojes añejos,
oxida tu oscura paciencia.

La mar te envejece los ojos
color horizonte y esperanza,
esperas su muerte, cuando,
llevas muerto como las olas.

La mar sólo traga una vez,
por las demás no te ocupes,
es un bucle, un cliché, un déjà vu,
ves como dulcemente te devora.

La mar te escupe otras tantas,
e insistes como pez fuera ella,
saltas atado de brazos y pies,
nada puedes hacer pero te ahogas.

Ver la entrada original

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s