Alguien como yo

Pensar es un arte...

Siempre quise ser otra persona. Me la pasaba creando máscaras, imitando algún comportamiento que pudiera parecerme interesante.
No se me daba bien eso de conocer gente nueva, así que cuando llegaba a tener alguna oportunidad fingía sin el menor decoro, porque ¿quién iba a querer conocer la verdadera versión de mí? Al final todo salía bien y todo mundo se creía que yo era divertido, amable y bueno.

Así pasaron varios años y entonces, cuando menos lo esperaba, un día llegaste tú. No sé cómo lo hiciste, pero empezaste a quitar, una a una, todas mis máscaras. Siempre saludabas con cordial alegría, me hacías preguntas y yo no entendía qué estaba pasando… Se sentía genial poder conversar con alguien que no me juzgaba. Podía ser yo por primer vez, pero solamente contigo.
El tranquilo, el sencillo… El que usa expresiones sumamente coloquiales que te daban risa y aún así querías…

Ver la entrada original 232 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s