Una Danza entre sus Ojos y mi Boca…

A Trancas y Barrancas

No me preguntes cómo lo sé. Indicios, tengo ninguno. Y las certezas, naufragaron dos años atrás en un atolón de las Azores. Pero puedo sentirlos… atravesar la distancia y perforar hasta el tuétano mismo de mis huesos, como si pudiese discernir mis intenciones y mis más secretos anhelos. Son profundos… y a la vez tan cristalinos que pudieran considerarse en si mismos una contradicción. Están ausentes, y sin embargo parecen llamarme en el silencio irisado de sus pupilas.
Cuando me hundo en ellos, noto en el fondo un anhelo muy parecido al mío… y no puedo evitar que surja el tímido esbozo de una sonrisa. Y es precisamente allí, en dicho momento, cuando siento que ellos, sus ojos, se clavan en el breve espacio que dibujan mis labios… como si todo él esperara -de un sorbo- caber en mi boca.

V.Hayes  para T.B.
(09 Marzo 2017)

by Carlos Durán López by Carlos Durán López, “A…

Ver la entrada original 6 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s